lunes, 28 de mayo de 2012

OCUPARSE DE LOS NIÑOS.(NUEVO)



Es muy necesario que los catequistas se ocupen de los alumnos, sean niños ambos sexos o jóvenes preadolescentes.
Por ejemplo:
1- Por el día de la amistad, hacerles un festejo con chocolate, galletitas, caramelos, música, estos elementos necesarios chocolates, la leche, etc. Se consigue pidiendo colaboración a los vecinos de la comunidad. Y esta actividad sí debe realizarse  en el horario de su catequesis, darles un descanso demostrarles que ellos son importantes, para sus educadores.
2- De igual manera festejarles el día del niño, si no hacíamos nosotros chocolate, les preparábamos   panchos, hechos ahí en el local, y se les hace ir temprano, para que si hay espacio, se organice un pequeño recreativo con futbol, también pensar en las niñas,
3- La Misa por el día del niño debe ser de animación especial y participativa
(Es un punto aparte).

Otro tema
La catequesis se debe desarrollar si o si con pizarrones para cada grupo, y graficar en el pizarrón lo que se va enseñando.  
Los catequistas durante la semana ya deben ir ensayando en su casa como desarrollar la catequesis, si va enseñando, el mismo nivel cada año, ya le va saliendo espontáneamente lo que debe dibujar o y escribir.
Los niños admiran a sus catequistas que demuestran su capacidad,
Se debe poner láminas en el pizarrón que simbolicen el tema a desarrollar, es importante la “enseñanza audiovisual”.  En las reuniones de padres, las mamás me decían: sos la admiración de mis hijos o hijas, dice que también sabés dibujar.
Es importante la práctica mental en la casa, porque así delante de los chicos o jóvenes el catequista no va a, ni debe dudar en lo que va a exponer. Debe demostrar seguridad en lo que dice o enseña, la duda demuestra desconocimiento.
Por eso si algún alumno pregunta algo difícil de responder, no decirle que no sabe, si no decirle que la respuesta les traerá para el próximo encuentro.
El catequista en estos casos debe consultar con el Párroco, o si es tema que amerita preguntar a un doctor, así debe hacerlo, y traer una respuesta segura, concreta.

EL CATEQUISTA debe estar en su lugar de enseñanza, como mínimo media hora antes, y recibir a los alumnos, saludarlos. Nunca debe ser que estando ya todos reunidos los alumnos, vaya llegando su catequista.           //AMAR A LOS NIÑOS//

El catequista es un amigo de los alumnos, ellos deben observar y saber que la catequesis, no es como el colegio o escuela.
Me fijaba en los niños que ellos observan como se les habla, y en la agrupación general antes de distribuirse en sus respectivos grupos, había un catequista que los hacía cantar o a veces les hablaba contando pasajes históricos del A. Testamento en forma de cuento. Y les gustaba.
Los niños más pequeños formaban fila para preguntar si a él cuántos años le falta para ser  alumno de tal o cual catequista.  Esto sucede porque o cuando el catequista pone especial atención y dedicación en cada uno de ellos, y cuando se les habla como amigos íntimos.
Ellos son los mayores sicólogos de los adultos. Y muchos, según su caso particular encuentran mayor atractivo y o cariño en sus catequistas, que en sus propios padres. Porque generalmente los padres, que disponen de poco tiempo, a causa de sus trabajos, no les dan el lugar que les corresponden a sus hijos, como una persona importante en el mundo, y mucho más en su familia.

REUNIONES DE PADRES
Por eso es importante, cumplir las reglamentaciones de las Direcciones de catequesis de la Iglesia que siempre insisten a los catequistas, que realicen las reuniones de padres. Es en esas reuniones que los catequistas, que ya van conociendo en forma personalizada a sus alumnos, den una orientación general a los padres. Sobre la importancia y la obligación de ellos en que les consideren a sus hijos como una persona importante. En algunos casos, si así lo amerita conversar en forma independiente con el padre o la madre.  

Es necesario que  el almuerzo sea en el mismo horario para la familia, y allí hacerles participativos en las conversaciones, dirigirles la palabra, preguntarles cómo les va en el colegio, en el deporte, admirarles por sus actividades, así sea de la escuela o deportes escucharles los que quieren manifestar. Todo, para que de esta manera se levante la autoestima de cada niño o niña, que es tan importante, para su vida presente y para su futuro, sabrán también cómo educar a sus respectivos hijos en sus futuros tiempos de vida.      

VISITAS DOMICILIARIAS
 Si algún alumno o alumnos faltan a la catequesis más de dos días. Visitarles a su casa y preguntar a sus padres, si está enfermo o por qué, Las mamás se sienten honradas cuando se les visita en su casa preguntándoles por su o sus hijos, y de paso comprometidas a no dejar que su hijo falte más a la catequesis, es parte de mis experiencias, yo siempre visitaba a mis alumnos en sus casas y me hacía amigo de sus mamás o papás.
Es muy productiva esta actividad, como imprescindible en casos de que falten con frecuencia.
Esto lo aprendí en cursos de formación para catequistas, y por la experiencia comprobé su utilidad.
Jóvenes y adultos mayores, sean buenos y responsables catequistas.
                   Esto fue terminado de escribir  y publicado el 05 de junio de 2015.

2 comentarios:

  1. yo quiero ser una buena catequista,y con estos consejos lo voy a lograr, gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quien eres? Me gustaría saber,
      te saluda, Juan Carlos.

      Eliminar